La Biblia de Jerusalén (Católica)
Este buscasdor esta basado en la Biblia Católica versión de Jerusalén. En este buscador puede encontrar todos los textos bíblicos que tengan relación con la palabra o frase que usted está buscando. Solo debe anotar en la ventana de buscador esa palabra o frase, seleccionar la sección de la Biblia donde desea buscar y presionar buscar.
Job
JOB  36: 1 
Prosiguió Elihú y dijo:
JOB  36: 2 
Espera un poco, y yo te instruiré, pues todavía hay palabras en favor de Dios.
JOB  36: 3 
Voy a llevar muy lejos mi saber, y daré la razón a mi Hacedor.
JOB  36: 4 
En verdad, no son mentira mis palabras, un maestro en saber está contigo.
JOB  36: 5 
Dios no rechaza al hombre íntegro,
JOB  36: 6 
ni deja vivir al malvado en plena fuerza.Hace justicia a los pobres,
JOB  36: 7 
y no quita al justo su derecho.El puso a los reyes en el trono, para siempre los asienta, mas se engríen,
JOB  36: 8 
y él los amarra con cadenas, y quedan presos en los lazos de la angustia.
JOB  36: 9 
Entonces les pone su obra al descubierto y sus culpas nacidas del orgullo.
JOB  36: 10 
A sus oídos pronuncia una advertencia, y manda que se vuelvan de la iniquidad.
JOB  36: 11 
Si escuchan y son dóciles, acaban sus días en ventura y en delicias sus años.
JOB  36: 12 
Si no escuchan, pasan el Canal, y expiran por falta de cordura.
JOB  36: 13 
Y los obstinados que imponen la cólera y no piden auxilio cuando él los encadena,
JOB  36: 14 
mueren en plena juventud, y su vida en la edad juvenil.
JOB  36: 15 
El salva al pobre por su misma pobreza, por la miseria el oído le abre.
JOB  36: 16 
También a ti te arrancará de las fauces de la angustia.Antes gozabas de abundancia sin límites, la grasa desbordaba de tu mesa.
JOB  36: 17 
Mas no hacías justicia de los malos, defraudabas el derecho del huérfano.
JOB  36: 18 
Procura, pues, que no te seduzca la abundancia, ni el copioso soborno te extravíe.
JOB  36: 19 
Haz comparecer al rico como al que nada tiene, al débil como al poderoso.
JOB  36: 20 
No aplastes a aquellos que te son extraños, para encumbrar en su puesto a tus parientes.
JOB  36: 21 
Guárdate de inclinarte hacia la iniquidad, que por eso te ha probado la aflicción.
JOB  36: 22 
Mira, Dios es sublime por su fuerza, ¿quién es maestro como él?
JOB  36: 23 
¿Quién le señaló el camino a seguir? ¿quién le diría: Has hecho mal?
JOB  36: 24 
Acuérdate más bien de ensalzar su obra, que han cantado los hombres.
JOB  36: 25 
Todo hombre la contempla, el hombre la mira desde lejos.
JOB  36: 26 
Sí, Dios es grande y no le comprendemos, el número de sus años es incalculable.
JOB  36: 27 
El atrae las gotas de agua, pulveriza la lluvia en su vapor,
JOB  36: 28 
que luego derraman las nubes, la destilan sobre la turba humana.
JOB  36: 29 
¿Quién además comprenderá el despliegue de la nube, los fragores de su tienda?
JOB  36: 30 
Ved que despliega su niebla por encima cubre las cimas de los montes.
JOB  36: 31 
Pues por ellas sustenta él a los pueblos, les da alimento en abundancia.
JOB  36: 32 
En sus manos el rayo levanta y le ordena que alcance su destino.
JOB  36: 33 
Su trueno le anuncia, la ira se inflama contra la iniquidad.

    MOSTRANDO 1 - 33  de  33
Seleccione un Libro: Capítulo: Palabra a buscar: Mostrar: Tamaño de Letra:

© Copyright 2009, Online Bible © v2.4

| Inicio | Imágenes | Diversión | Temas | Música | Oraciones | CancioneroSalvapantallas | Preguntas Católicas | Directorio | Twitter | La Biblia | Barra | Catequistas |     Más Música | Conocer |     Libros | Radios CatólicasVideos | Postales | Chat | Messenger | Email | Cine | Autor | MapaEnlacesWebmasters | Televisión | Blogs | Radio | Noticias |